Según una encuesta, se duplicó el número de judíos reformistas en Israel